clavado

clavado

Clavar consiste en colocar en el lugar conveniente los elementos necesarios para recoger la miera, la resina cuando sale del pino. Se realiza una vez que hemos retirado la parte gruesa de la corteza, la roña, en una primera labor llamada roñado.

Al clavar concluimos las tareas preparatorias y llegado el tiempo, podemos proceder a realizar la “pica” y empezar así la recogida de la preciosa resina.

Es labor de mucha importancia porque de ella depende que el resultado de la energía puesta en todas las demás sea el deseado.colocando pote. La herramienta se llama media luna o cambón

 

Los recipientes utilizados hasta que llegó el plástico eran de barro y en la zona del Teleno, muy barrera, abundaban lxs artesanxs que sabían manufacturarlos. Como prueba del carácter alfarero del lugar, permanece la toponimia en pueblos como Torneros de la Valdería y es posible encontrar todavía en el bosque potes de barro rotos y también enteros.

Una de las escasas modernizaciones del oficio es el uso actual de potes de plástico diseñados al efecto y fabricados por gigantes de la petroquímica. Más “prácticos” que los potes de barro a la hora de dar facilidad a la recogida… y caros para lo que son y traídos de muy lejos… un sueño sería volver al uso de los potes tradicionales y así contribuir a recuperar la alfarería en la zona.

Los otros dos elementos necesarios son una “hojalata” (chapa metálica) con forma de V abierta para ayudar a sujetar el pote y para recoger la resina y una punta sin cabeza.

Cuando es necesario se colocan además “medias” hojalatas a un lado o a ambos del lugar de caída de la resina, la “cara”.

clavado

Tradicionalmente se llevan las hojalatas, puntas y demás materiales en cajones de madera pintados de colores vivos, rojo, verde… que además proporcionan la utilidad de, encaramándose a ellos, poder alcanzar unos centímetros más arriba. Nosotrxs preferimos renunciar a esta ventaja y usar cintos de los que llaman de “encofradorx”, resistentes y con bolsillos grandes, porque sentimos que llevamos el peso (que al inicio del día es bastante) con mayor comodidad. Inconvenientes de los cajones nos parecen su peso extra y el que como se llevan en la mano, hacen inevitable una posición forzada de la espalda, con sobrecarga en uno de los lados del cuerpo. Además llevarlos supone agacharse a recoger el cajón en cada pino (docenas de veces extra por día).

Las herramientas utilizadas son la media luna o cambón y una maza de madera.

Empezamos diciendo que el clavado es labor de mucha importancia porque de él depende que el resultado de la energía puesta en todas las demás sea el apetecido: la recogida de la preciosa resina.

Es claro que nada hay más triste que ver, por un clavado defectuoso, como la resina cae al suelo y se pierde así todo lo hecho. Todos lxs campesinxs procuramos evitar a toda costa pérdidas en la cosecha!!

Y algunas veces nos quedamos en el intento! porque cada pino es diferente y por tanto el clavado requerido también lo es… y hay pinos muy retorcidos! 🙂

Hay muy diversas circunstancias posibles: algunos pinos están muy inclinados y la  fuerza de la gravedad atrae a las gotas de resina muy lejos del tronco. Entonces es posible valerse de trucos como utilizar recipientes de boca más ancha (platos) o el que utilizamos en la granja: colocar el pote más cerca, más arriba. También podemos elegir dejar sin cultivar los pinos demasiado inclinados. Otros pinos están inclinados “en costilla”, con la cara resinera arriba. Los pinos gruesos y grandes que han sido resinado en anteriores genera=acciones, pueden presentar “verones”, cicatrices de la resinación que complican el clavado…

Así, en esta labor me parece que hay una parte de lógica y de observación de la ley de la gravedad, otra parte de conocimiento de los pinos y del comportamiento de la resina (que da el “oficio” y “experiencia” y el ensayo-error) y… alguna parte de suerte!! porque la viscosidad de la resina es variable, porque una pequeña irregularidad en la madera puede cambiar la trayectoria prevista, por la dificultad de valorar todos los parámetros implicados, que hace fácil el error…

Así, esta labor, a mi entender, resulta tremendamente repetitiva dado que el mismo proceso básico se realiza en cada pino y en cada jornada estamos ante más de 100 pinos… siendo a la vez muy creativa, porque no hay una única solución posible y las formas y estilos de clavado son diversos.

juego pinos

Nos resultó curioso (y por eso lo narramos aquí sin valorarlo, únicamente como dato) saber por boca de resinerxs veteranxs que, en tiempos, en algunas familias resineras repartían las tareas así: las mujeres roñaban y los hombres clavaban.
Para quienes no habéis probado la experiencia, aclaro que el roñado resulta respecto del clavado, sin duda, una labor más física que realizan con más facilidad las personas con fortaleza y más penosa porque se realiza en condiciones pulverulentas.

Cosas curiosas de la Vida, también de la vida rural!

Anuncios
El porqué de los cerdos

El porqué de los cerdos

Este año, por primera vez, tenemos en la granja 2 cerdos para engorde.

Me gusta mucho la forma en la que nos hemos aventurado en la cría de estos animales.

Resulta que en la granja teníamos un exceso de patatas. Tras calcular el consumo propio y de los familiares que abastecemos de este alimento, nos “sobraban”, por decirlo de alguna forma, unos 1.000 kilos del preciado tubérculo.

La primera opción que barajamos fue venderlas, pero la comercialización no es uno de nuestros  puntos fuertes. No nos gusta me temo y al no gustarnos, no ponemos la energía que requiere y… no se nos da, vaya.

La siguiente opción fue el hacernos con un cerdo para autoconsumo que nos ayudara comiéndose las patatas.

Las dudas fueron bastantes, dada nuestra inexperiencia en este campo. Por un lado cuestiones de crianza, como espacio e instalaciones necesarias, alimentación y otros, que fueron resueltas consultando libros y sobre todo preguntando a los vecinos, criadores tradicionales de estos animales que en unas pocas conversaciones informales nos resolvieron muchas de dichas dudas y nos animaron a embarcarnos en esta aventura ¡muchas gracias!

Lo primero después de decidirnos, fue la preparación del espacio físico de la pocilga. Remodelamos un lugar destinado anteriormente a las gallinas: tiramos un tabique, abrimos un hueco al exterior, construimos un muro con comedero incorporado, otro murete para el patio exterior, una puerta de entrada a la pocilga de madera, una portezuela para el comedero, raseamos las paredes, mullimos el piso con abundante paja de centeno y en pocos días teníamos preparado un espacio para nuestro cerdo. En el interior tiene unos 8 m2 y 12 m2 de patio exterior.

Ocupándonos del bienestar animal, comprobamos en las normas de porcicultura ecológica, y descubrimos que en nuestra pocilga podríamos engordar 5 cerdos, por lo tanto contentos: van a tener espacio de confort.

La siguiente carambola fue el enterarnos que un vecino que no tenía previsto tener cerdos este año y tenia del año pasado 22 sacos de harina de centeno, molida en los molinos de agua del pueblo. Hablamos con él y llegamos a un acuerdo. Ya teníamos harina.

No me quiero parar en esta entrada en el tema de los euros, no porque de crédito a los que piensan que hablar de euros es de vieja era, opino que dar datos, de forma clara y altruista, que ayuden a los que quieren hacer algo parecido, que aclaren, que faciliten, es una fórmula de cambio, es algo nuevo en lo que quiero poner energía. Personalmente me encanta visitar webs y blogs que dan datos, que dan números, que ayudan en definitiva. Por ello pretendemos y no solo en este tema, ir dando datos y números. Por ejemplo, en diciembre, habrá una entrada en la que estudiaremos económicamente el engorde de cerdos, para que el que quiera tenga los datos de esta experiencia, tanto costes, como peso de los cerdos vivos y a la canal, horas estimadas en las labores diarias y otros datos que nos parezcan interesantes. En temas de autoconstrucción también queremos dar datos, costes, materiales, tiempos… como podéis leer ya en algunas entradas (kkleku-compost toilet, casita de la perra Can-Dela…)

Volvamos al tema, que me pierdo. Otro tema de debate fue, “un cerdo o dos”, en principio la decisión fue  uno, por empezar poco a poco en una nueva experiencia, por miedo un poco, por qué no reconocerlo. pero una granjera volvió a sacar el tema a debate, alegando lo que todos pensamos en el fondo: los cerdos son animales sociales y muy inteligentes que agradecen la compañía de sus congéneres y la convierten en kilos de carne y por otro lado el tiempo de faena entre criar uno y criar 2 es prácticamente el mismo. Decidimos por tanto que fueran dos los nuevos integrantes de la granja.

El día 28 de Febrero de 2014, llegaron Porcino y Alien, tras un viaje furtivo en furgoneta y con un peso aproximado de 25 kilos.

Les damos de comer dos veces al día, por la mañana y por la tarde noche, desayuno y cena digamos.

La ración la conforman, alfalfa, berza, repollo, grelos, patatas, harina de centeno, sobras de la cocina y un poco de pienso, del mismo que tomaban en exclusividad en la granja, para ayudarles a acostumbrarse a la nueva dieta.

No me extiendo mas, la intención es ir haciendo entradas sobre esta aventura, en las que podremos profundizar más, nos ponemos a disposición de la gente interesada, para responder a preguntas concretas y nos gustaría conocer experiencias parecidas en la cría de cerdos.

Es posible leer la primera entrada sobre los cerdos en oink, oink al encuentro de una familia.

Y la información que publicamos sobre animales, pinchando en esta palabra.

ya está! en el cultivo de la resina, finalizadas las labores de roñado y clavado

ya está! en el cultivo de la resina, finalizadas las labores de roñado y clavado

esquema labores de la resina

Ayer cayó la última chincheta. Está hecho. 🙂

En este esquema de cultivo cada chincheta representa 400 pinos que, como se puede ver, están distribuidos en 3 “huertos”, que en el lenguaje del monte llamamos “rodales”.

Nos sirve para ir visualizando el desarrollo de las labores, el cumplimiento de la planifica=acción y los avances logrados.

Como este cultivo tiene características muy peculiares, por lo desconocido que es y porque se realiza en el bosque, compartimos aquí los detalles y cifras de las labores que vamos realizando y deseamos que estos datos sean útiles para la valoración de este oficio precioso, el de resinerx.

Nuestra intención es compartir en este blog qué es y como se realiza cada labor. Es posible encontrar más informa=acción visitando la entrada sobre el roñado y los contenidos publicados sobre la resina. La intención es añadir contenidos sobre el clavado y la pica, labor que iniciaremos cuando la climatología la permita.

Colocaremos de nuevo chinchetas en el dibujo de los rodales, representando los pinos. Ahora pondremos una chincheta por cada 1.000 pinos, porque la realización de esta labor requiere, fundamentalmente, caminar mucho. Requiere recorrer, uno a uno, de nuevo, los 12.000 pinos y la meta es hacerlo en el plazo de una semana.

En una cuenta rápida: 12.000 pinos x 8 metros de distancia media entre pinos = 96 kilómetros en una pica, en una semana.

El objetivo es realizar 13 “picas”, así que, redondeando a 100 kms por pica (se camina alguno más, en desplazamientos diversos) las gentes de labor de la granja tenemos 1.300 kilómetros para recorrer, hasta octubre, en el bosque.

De verdad que no “necesitamos gimnasio”! 🙂

Con la técnica de pica actual, es preciso volver a laborar a cada pino cada 14 días. Así, nuestra agenda hasta que finalice la temporada del cultivo de la resina, está muy completa y organizada en semanas claramente diferenciadas: 1 semana de pica (en la que seguimos atendiendo todos los cultivos, los animales…) y una semana para dedicar centradamente a las otras labores y para descansar.

Como adelanto de informa=acción sobre la pica, que iniciamos próximamente, comparto foto de las herramientas utilizadas, que estamos poniendo a punto estos días y que diseñan y manufacturan en  talleres miguelañez, en Fuentepelayo, Segovia.

Los mecánicos de este taller singular son ellos mismos resineros y están continuamente innovando e inventando herramientas que faciliten el oficio. Este año estrenamos un hacha modificada, el modelo de la izquierda, todavía con el corte protegido por el embalaje, que esperamos que nos aligerará la dureza de la labor.

hachas de picar

Empiezan las épicas semanas de pica!! que se nos dé bien a todxs lxs resinerxs del mundo! qué logramos buenas cosechas!

 

una vecina autoconstructora: la avispa alfarera

una vecina autoconstructora: la avispa alfarera

Encontramos esta sorprendente casita autoconstruida en un paseo en el encinal en Villar de Golfer. Nos parece muy inspiradora y la hemos mostrado en el blog en la página “autoconstrucción”.

La curiosidad ¿quién o quienes son sus habitantes? ¿Cómo son? está resuelta!

Preguntamos en facebook en un grupo de amantes de lxs insectxs y enseguida recibimos respuesta: construcción de avispa alfarera! pinchando en la foto es posible ver los datos en la wikipedia sobre esta maravilla natural.

250px-Eumenide

También encontramos imágenes en google de otras preciosas construcciones real=izªdas por esta laboriosa vecina:

Alucinante!

steiner versus seymour

steiner versus seymour

En la granja nos hemos preguntado ¿cuál de estos dos personajes es más influyente?

La pregunta, tonta en la medida en que las cuestiones relativas a la “fama” lo son, me parece relevante porque, al menos en teoría, ser más conocidx incrementa la capacidad de “influencia” y determina el potencial de las ideas en lo que se refiere a “cambiar el mundo”.

Tanto rudof steiner como john seymour (sus fichas en la wikipedia pinchando los nombres) han aportado, nos parece, muchísimo a granjas y granjerxs en todo el mundo y, por tanto, a toda la humanidad. Recopilando conocimientos, compartiendo sus propias experiencias, ex-presando sus intuiciones, enlazando a personas, dando difusión y mostrando formas de hacer y de cultivar para conseguir cosechas óptimas. Formas diferentes y alternativas a las de la agricultura industrial, a nuestro entender eficientes, científicas, sabias, agradables… deseables.

¿Cuánto ha calado su obra? Sus huellas, ¿cuán profundas son? Algo más “conocido”, al menos en teoría, insisto, llega a más personas y más lugares y puede más fácilmente dejar “huella” que lo que no conocemos. Entonces, cual de estos granjeros ilustres es más influyente?

Empezando a elucubrar, de entrada y sin razones concretas, hemos comentado que seguramente sería steiner.

Quizá porque sabemos de steiner que tiene “fans” organizadxs que difunden su obra en todo el mundo (asociación de agricultura biodinámica en españa), mientras que seymour, por lo que sabemos, carece de una escuela o asociación que lo expanda…

La primera duda ha sido ¿cómo determinar el nivel de la influencia?

Enseguida se nos ocurrió recurrir al oráculo  google como “juez” que sentenciase y los resultados, con nuestros parámetros en este encontrador (quizá las búsquedas en lenguas diferentes dieran resultados diferentes?), establecen una diferencia a favor de seymour “de goleada”:

john seymour   59.000.000

rudolf steiner         1.160.000

Y nos ha parecido muy curioso!

¿Por qué habrá esta diferencia?

No lo sabemos y nos alegramos de disfrutar de ambos enfoques, porque ofrecen grandes oportunidades de enriquecimiento.

la Vida en el campo y el/la horticutorx autosuficiente

Seymour nos maravilla y “la Vida en el Campo y el/la horticultorx autosuficiente” y otras obras suyas son tesoros en la granja. Una anécdota de su Vida que podemos leer en la wikipedia sobre seymour y que me parece que da la medida de su genio es la siguiente:

fue demandado judicialmente en 1999 por dañar una plantación de remolacha transgénica (GM) de la multinacional Monsanto. En el juicio por causa de estos hechos, le dijo tranquilamente al juez que la destrucción de la remolacha era obra, sin duda, de “fairies” (hadas y duendes). El juez repuso que los “fairies” no dejan huellas de botas en el barro, a lo que él contestó que eso era seguramente porque para evitar la demanda, iban disfrazados. Pagó una multa mínima.

Une conocimiento, práctica, sentido del humor, acento en la autosuficiencia, invita-acción a la simplicidad, a hacer uso de lo que hay…

También sabemos que, como con todo, es posible el extremo del auténtico ridículo en la “filiación” con seymour y en la aplicación de sus experiencias. Por ejemplo, se pusieron tan de moda las vacas jersey que él aconseja para su famosa “finca de 2 hectáreas”, que llegaron a alcanzar precios astronómicos, muy lejos de la autosuficiencia y, aún más grave, han sido traídas a pastar a lugares en la península estas vacas que nada tienen que ver con el clima y características locales, que pueden ser similares en la cornisa cantábrica en todo caso, pero muy diferentes en la meseta y el sur.

curso sobre agricultura biológico dinámica

De steiner, por su parte, queremos saber más. Encuentro en la red en el  blog anécdotas antroposóficas esta semblanza:

En su tiempo le hicieron a Rudolf Steiner la siguiente pregunta:
¿Podría ahora aparecer un gran iniciado?
El sonrió y respondió diciendo:
La pregunta debe ser formulada de otra manera: ¿se reconoce hoy al sabio?

La ciencia biodinámica es muy atrayente, quizá hasta chocante=mente interesante, porque desde conceptos sútiles y tan científicos como a-científicos, consigue resultados óptimos en los cultivos, que es de lo que se trata finalmente.

Se caracteriza, a mi limitado entender, por su enorme potencia para afectar a la materia. Siendo filosófica, sutil y hasta inaprehensible, en la práctica es muy potente, como lo prueban los resultados de las granjas y granjerxs que la exploran en todo el mundo y en circunstancias diversas.

La biodinámica parece hacer posibles los milagros y en las circunstancia actuales para las granjas, para lxs cultivadorxs de alimentos y para la humanidad en todo el planeta, milagros es lo que parece necesario hacer.

Y dicho sea de paso y para escépticxs que creen que lo de los milagros son cuentos… invito a una reflexión ¿quizá, en cierta forma, como las circunstancias son tan complejas, lxs humanxs estamos haciendo ya “milagros” cuando conseguimos cosechas y que lleguen a las mesas de las familias?

Me parece que hay algo muy bueno y muy práctico, a lo que, como humanidad, accedemos al conocer la agricultura biodinámica y los restantes legados de steiner (sobre pedagogía, filosofía, danza…)

No se puede comparar la obra de steiner con la de seymour ni a seymour con steiner, ni falta que hace! como no se puede comparar un ser humano con otro ni una pera con una manzana. Las comparaciones son odiosas, dice el dicho.

leer más

nevada primaveral e informa-acción resinera

nevada primaveral e informa-acción resinera

Hace un frío que pela!
la predicción meteoro-lógica se cumplió y hemos amanecido de nuevo con estampa nevada.

El viento sopla muy fuerte, corta como un cuchillo y derribó el equilibrio de piedras.
El sol brilla desde primera hora… y no calienta.

Así luce el entorno nevado

En la huerta también la nieve hace sus milagros.

Como la climatología impone el refugio en torno al fuego, anciano pino resinerodisfruto en este día de descanso haciendo cuentas ¿cúantas labores realizadas en la granja en las primaverales y gozosas semanas pasadas?

Escribo, edito… y registro datos resineros que me parecen casi increíbles!! 170 km recorridos en el bosque, 6,5 km de cara de corteza de pino “roñadas” que hacen una superficie de 1.105 metros cuadrados, 121.000 golpes de la maza en el “cambón”

Como la resina es un cultivo en el sensible espacio del bosque, me gusta empezar hablando de la sostenibilidad. Muestro en primer lugar esta fotografía de un anciano pino resinero. Es un hermoso vecino cercano. Vive a unos 300 pasos de la vivienda de la granja, en el lindero del bosque y las inmediaciones del “poli”deportivo de Tabuyo del Monte. Muestra su enorme envergadura, su vigor y también las retorcidas cicatrices de haber sido resinado desde años remotos y con técnicas antigüas.

Ahora de nuevo es resinado y su resina recogida. Nos parece que se alegra de seguir vigoroso y útil! a nosotrxs nos alegra enorme-mente!

Pinchando en la foto es posible visitar la página sobre la resina en este blog y acceder a más contenidos sobre este cultivo en la granja y a la explica-acción de la sostenibilidad de este cultivo en el bosque.

Haciendo cuentas resineras, hemos calculado que en los días pasados colaborando en el bosque:

A una media de 8 metros de distancia entre pinos, lxs gentes de labor de la granja hemos recorrido unos:

8.000 pinos x 8 m = 64 kms.

Como las labores necesarias han sido en algunos rodales 2 (reclavado en dos fases) y en otros 3 (reparto de potes, roñado y clavado) calculamos que (entre 128 y 192):

habremos caminado +-170 km… y bastantes de ellos en pendientes pronunciadas!

A esto podemos añadir las labores realizadas en cada pino:

La superficie “roñada”, la corteza de pino limpiada (para más detalles es posible visitar en este blog la entrada roñado) calculamos:

1,5 m por pino (roñado de primer año)

x

4.000 pinos

= 6 kilómetros

A esto se añade la superficie roñada en los rodales con pinos de segundo año, groso modo ¿0.5 km más?

Totales en distancia “roñada”: 6,5 km

Y siendo la anchura mínima 12 ctms y la máxima 20 ctms, en un cálculo de 17 ctms. de ancho de roñado:

6,500 m x 0.17 =
1.105 metros cuadrados de superficie de corteza de pino roñada

En cuanto a la labor de clavado, resumo aquí en qué consiste porque todavía no tenemos en el blog informa-acción sobre ella. La intención es, muy pronto, compartir todos los datos:

Consiste en colocar hojalatas y un pote que permiten recoger la resina.

Se realiza con una herramienta llamada cambón y una maza de madera.

Se requieren varios golpes de maza en cambón en cada pino y pueden ser más o menos en función de variables como la inclinación, el grosor, la existencia de “verones”… de éste.

Calculando “groso modo” y en cifras personales (cuanto más fuerza podemos desempeñar con el cuerpo, menos golpes necesitamos):

7 golpes para la “entera” (creo que me quedo corta… si la maza es demasiado ligera es posible necesitar incluso más golpes!!), 5 golpes por cada “media” y a una media de 4 “medias” por pino (creo que no exagero, hay pinos muy retorcidos!!! 🙂

esto hacen: 7+(5×4)=

27  golpes con la maza en el cambón por pino

x

4.000 pinos

= 108.000 en los rodales de primer año

A esto podemos añadir la labor en los rodales de segundo año:

calculando groso modo… unos 1.000 pinos reclavados?

x la mitad de golpes habitual (porque se clava a un año)

13

x

1.000 =

+- 13.000 golpes mas

totales: 121.00 golpes con la maza en el cambón

A esto se añade la colocación de las hojalatas una a una, el clavado de la punta que sostiene el pote….

Todos estos datos son revisables y los compartimos con el deseo de que puedan ser de utilidad a lxs personas y colectivos resinerxs.

También a las personas y colectivos en general para la mejor comprensión de este cultivo, que nos parece un maravilloso y muy desconocido recurso.

 Y, especial=mente, para la valoración de este oficio que se perdió y ahora se recupera como forma de autoempleo y asentamiento de personas y familias en los pueblos.

Muchas gracias por el interés en la resina!

Es posible contactar con la granja para la co-labor-acción resinera. Estamos interesadxs en particular en la innovación en la transformación de la resina, en sus usos medicinales y para la autoconstrucción (barnices, colas…)

cierre con ramas de brezo

cierre con ramas de brezo

En los días pasados, con las temperaturas veraniegas el jardín medicinal brotó con fuerza. Para evitar que las perras escarben en la tierra y estorben a las plantas hemos ido autoconstruyendo en varios ratos de gozosa labor este cierre con ramas de brezo.

Hemos clavado las ramas más gruesas en el suelo y luego hemos entrelazado otras, sin necesidad de atarlas o clavarlas porque son bastante flexibles y se pueden en-red-ar con facilidad.

El cierre incluye dos puertas de acceso “muebles”, que se pueden retirar y volver a poner, al gusto, hechas con el mismo material, las ramas de brezo, esta vez unidas con cuerdas y algún alambre fino reciclado de los paquetes de las hojalatas que utilizamos para recoger la resina.

Estamos muy contentxs porque con material local y gratis hemos resuelto, nos parece que bellamente además, este espacio cercano a la cocina y a los juegos de las perras, donde ahora podremos cultivar las plantas medicinales de nuestro gusto sin riesgo de que estos juegos les estorben.

Animamos vivamente a la realiza-acción de estas pequeñas “instalaciones” que, fáciles y gozosas de autoconstruir, pueden ser además muy útiles.

Esta es una imagen del cierre bajo una de las nevadas de este invierno. La mostramos ya en una entrada anterior, que es posible visitar pinchando en la foto.

nevada 26 febrero 2014

Muchas gracias por real-izar preguntas y comentarios, si es de vuestro gusto!

Y es posible ver algunos contenidos más sobre esta instala-acción en

locuras e ingenuidades